Des-conectadas

29 diciembre 2019

Lejos de lo anecdótico, la animación que encontramos del crítico y crudo ilustrador Steve Cutts, es una representación bastante fiel de muchos de los problemas que trae consigo la falta de educación en las TIC. ¡Ojo! Que el problema no son las TIC. El problema es que no sabemos usarlas.

El infundado mito de los “nativos digitales” nos hace creer que por habernos rodeado de tecnologías desde el día en que nacemos ya sabemos usarlas. Pero esto no es del todo cierto. El hecho de que nuestro alumnado tenga redes sociales, juegue con el móvil, la tablet o el ordenador, y parezca que se desenvuelven de forma autónoma, no significa lo más mínimo que sean capaces de entender lo que hacen, darle un uso responsable o extraer un provecho razonable de estas herramientas. Del mismo modo, que en la escuela vayamos al aula de informática, usemos la pizarra electrónica y pongamos vídeos, tampoco significa que estemos innovando o aprovechando el tiempo.

Pero el tema que nos trae aquí no sólo es ese. Creemos que la era digital nos ha abierto millones de puertas, nos ha interconectado con cualquier parte del mundo y, en ese sentido, nos ha brindado la oportunidad de poder acercarnos a cualquier realidad social en el momento que sea. Sin embargo, nos estamos dejando llevar por una corriente de ignorancia y falta de crítica en la cual no existen filtros, hasta dejarnos caer por el vacío de la desinformación y las banalidades de las redes y, no sólo no hemos conectado con la realidad social mundial, sino que nos hemos desconectado hasta de nuestro entorno próximo, de nosotras mismas.

Nuestro alumnado tiene en sus manos durante muchas horas a la semana dispositivos que le permiten acceder a cualquier tipo de información que, en cierta manera, están influyendo en su desarrollo y comprensión de la realidad social. ¿Hasta qué punto estamos aprovechando las oportunidades que nos ofrecen las tecnologías para conectar con otras realidades sociales? ¿Y generar actitudes y habilidades críticas ante la información? ¿Qué lugar ocupan las representaciones que está construyendo nuestro alumnado a través de Internet en nuestras sesiones de aula? ¿Estamos generando vías para resignificar el presente y construir una visión crítica del mundo?

Vivimos una situación de incesante cambio, y las tecnologías, queramos o no, forman parte de nuestro día a día de un modo u otro. ¿Qué actitudes estamos promoviendo? Necesitamos formarnos – docentes y alumnado – y hacer de esta situación problemática una oportunidad para acercarnos y comprender el mundo que nos rodea.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar…

La otra pandemia

La otra pandemia

¿Alguna vez nos han importado las empobrecidas o solo nos han dado pena? Parece que al vivir ahora, en parte, en sus pieles, sufrimos un vértigo terrible. Nos sentimos vulnerables. No es una cuestión de falta de agua, ni de comida; los supermercados, sinceramente,...

Educar en diseño es educar en futuro

Educar en diseño es educar en futuro

Educar en diseño es educar en futuro. Todo lo que nos rodea es diseño, desde el ordenador donde estás leyendo estas líneas hasta los hisopos de algodón que sabes que no deberías utilizar pero sigues usando cada mañana tras la ducha. Como docente en los estudios...

No está el horno para bollos

No está el horno para bollos

Reunión de coordinación de etapa en pleno contexto COVID. Acaban de hablar de la guía de ventilación de aulas. Tema siguiente. -Oye, propongo empezar a organizar algo ya para conmemorar el 25N (Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer)....